Servicios | Michelin Connected Fleet asesora a sus clientes en la transición energética

La empresa ha diseñado un plan de cinco etapas "que permite realizar este proceso con las máximas garantías de éxito".

El 40% de las flotas planean dejar de hacer pedidos de vehículos de combustión interna en 2025.
El 40% de las flotas planean dejar de hacer pedidos de vehículos de combustión interna en 2025.

El equipo de Michelin Connected Fleet trabaja con sus clientes para completar la transición energética de sus flotas con la ayuda de su solución Move Electric. La compañía asegura que el 40% de las flotas planean dejar de hacer pedidos de vehículos de combustión interna en 2025. Para ayudar a esta transición energética, Michelin Connected Fleet ha ideado un plan en cinco etapas "que asegura el éxito de este proceso":

Etapa 1: auditoría

Los expertos en electrificación de Michelin Connected Fleet realizan una auditoría de flota "que adopta un enfoque pragmático". Se hace un análisis y estimación de Coste Total de Propiedad (TCO). La empresa asegura que el coste total de propiedad de un comercial eléctrico de leasing es muy ventajoso: "Por ejemplo, un análisis para un cliente ha arrojado un TCO total de un Peugeot Expert de 34.216 euros (58% lease y 42% combustible), que se reducen a 28.860 euros en un Peugeot e-Experte eléctrico (84% lease y 12% energía)".

ETAPA 2: la reglamentación

Asesoramiento de la legislación actual, "y cómo las leyes de cambio climático y transición energética, y otras normativas, pueden afectar a la actividad de un negocio de transporte".

ETAPA 3: objetivos

"Ayuda a sus clientes a fijar unos objetivos alcanzables y sostenibles, que crearán una sensación de logro en la empresa y funcionarán como una prueba de concepto antes de seguir adelante", explica la empresa.

ETAPA 4: recarga

Para Michelin Connected Fleet, "una buena estrategia de recarga es clave para el éxito de la transición energética", por eso avisa a sus clientes de que definir esta estrategia es una de las acciones más complicadas por la cantidad de factores a evaluar y por la actual escasez de puntos públicos de recarga (en España hay 12.000 puntos y desde el sector se reclama una red mínima de 70.000 para el año 2023, 120.000 en 2025 y 340.000 para el 2030). Hay que valorar si es más idóneo crear una infraestructura propia para la carga en depósito, una opción más cara y compleja (normativas y licencias, tipos de cargadores, evolución de las necesidades, acuerdos con proveedores de electricidad…); o si evaluar otras estrategias (cargas en puntos públicos, en el domicilio de los conductores y fórmulas mixtas).

ETAPA 5: proyecto piloto

Michelin Connected Fleet recomienda evaluar el impacto de la transición eléctrica con la ayuda de proyectos piloto, que descubren y aíslan los posibles problemas desde el principio para evitar errores costosos más adelante. Para esos programas se elige una pequeña muestra de la flota sobre la que se empiezan a realizar mediciones.

Con Move Electric, nuestros clientes cuentan con un módulo de transición lógico, factible, escalonado y guiado, en todo momento, por expertos que ayudan en la toma de decisiones en base a datos relevantes. El objetivo es simplificar al cliente un proceso complejo, pero cada vez más decisivo, para la gran mayoría de las flotas que operan en entornos urbanos.

Michelin Connected Fleet powered by Masternaut integra todos los servicios y soluciones avanzadas de gestión de flotas del Grupo Michelin, que dan servicio a más de 600.000 vehículos y 70.000 clientes en todo el mundo, con 250.000 vehículos y 10.000 clientes sólo en Europa.

Página no encontrada
Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña