Sector | La A-15 se cerrará el sábado por riesgo de nevadas

Estos vehículos deberán utilizar la N-I o la carretera de Sakana para llegar a Gipuzkoa o salir hacia Navarra.

Tramo de la A-15.
Tramo de la A-15.

La autovía A-15 que une Guipúzcoa y Navarra se cerrará completamente al tráfico este sábado en su tramo guipuzcoano, desde el enlace de Andoain hasta el enlace de Berastegi, después de que Euskalmet haya anunciado nevadas por debajo de los 700 metros, según ha informado Efe.

El motivo de esta medida es que los desvíos que están habilitados en la autovía por las obras de refuerzo de revestimientos y adecuación de instalaciones de los túneles de Belabieta no permiten transitar a los camiones quitanieves y la institución foral quiere evitar el peligro que supondría que ciertos vehículos se quedaran atrapados por gran acumulación de nieve.

Esta es la primera ocasión en la que se adopta esta medida preventiva, que fue anunciada el pasado 11 de noviembre por la diputada de Infraestructuras Viarias, Aintzane Oiarbide, durante la presentación del Plan de Vialidad Invernal de Gipuzkoa.

Según informa ahora la Diputación de Gipuzkoa en una nota, la posibilidad de que nieve este sábado se extiende desde las 12.00 horas de mañana hasta las 6.00 horas del domingo, lo que conllevará el cierre total de la A-15 en ambos sentidos en el citado tramo de carretera.

La diputada de Infraestructuras Viarias Aintzane Oiarbide, ha precisado que el corte de la carretera "no se producirá hasta el inicio de la nieve" y ha avanzado que "el personal de la carretera y los agentes encargados de regular el tráfico acordarán in situ el cierre de la A-15".

"Para la apertura se procederá de la misma manera: una vez amaine la nieve, se decidirá in situ si se dan las condiciones para abrir la carretera de forma segura", ha aclarado Oiarbide, quien ha avanzado que "la circulación se desviará a la carretera de Berastegi a Tolosa", si bien durante el tiempo que dure la alerta se prohíbe la circulación de camiones por la carretera GI-2130.

Estos vehículos deberán utilizar la N-I o la carretera de Sakana para llegar a Gipuzkoa o salir hacia Navarra, mientras que los automóviles podrán utilizar la vía de Tolosa a Leitza. La Policía forales de Navarra y la Ertzaintza colaborarán en la redirección del tráfico, según aclara la Diputación.

Oiarbide ha admitido que, mientras la autovía permanezca cerrada, el número de vehículos aumentará considerablemente en la carretera GI-2130, por lo que la Diputación pondrá "todos los medios" a su alcance "para mantener la vía en las mejores condiciones posibles".

En cualquier caso, ha recordado la importancia de seguir las recomendaciones y evitar, en la medida de lo posible, cualquier tipo de riesgo. "En condiciones meteorológicas muy adversas es conveniente no coger el coche y, en caso de necesidad imperiosa, comprobar que el vehículo está en buen estado y que dispone del equipamiento adecuado", ha recalcado. 

Lo más

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña