Sector | Trabajadores y empresas del transporte en Europa exigen mejorar la red de carreteras

Las asociaciones IRU y ETF citan varios aspectos: la falta de estacionamientos seguros, la dificultad para acceder a terminales multimodales y la red de recarga de carburantes alternativos.

El Reglamento de la Red Transeuropea de Transporte se está revisando ahora.
El Reglamento de la Red Transeuropea de Transporte se está revisando ahora.

El sector del transporte de mercancías por carretera en Europa exige mejorar las infraestructuras. Tanto la parte empresarial -representada por la Organización Internacional de Trasnporte por Carretera (IRU)- como la sindical -agrupada en la Federación Europea de Trabajadores del Transporte (ETF)- consideran que la revisión en curso del Reglamento de la Red Transeuropea de Transporte (RTE-T) es vital para el sistema de transporte de la UE, en particular para el sector de la carretera: "Será clave que los Estados miembros acuerden soluciones pragmáticas y oportunas", concuerdan sindicatos y empresas en un comunicado. 

Para IRU y ETF las principales problemáticas se pueden resumir en tres: la falta de suficientes áreas de estacionamiento seguras y protegidas, que limita el atractivo de la profesión e impide atraer a nuevos conductores; la necesidad de mejorar el acceso de los operadores de transporte por carretera a las terminales multimodales de mercancías; y por último, se debe garantizar la disponibilidad de infraestructura de combustibles alternativos

IRU y ETF denuncian que los Estados miembros rehúyen de comprometerse con plazos y soluciones firmes

"Si no se abordan estos problemas, es muy difícil para la industria garantizar a los conductores las instalaciones adecuadas que necesitan para trabajar en condiciones decentes y seguras. Tampoco apoya adecuadamente la descarbonización del transporte de la UE", lamentan las organizaciónes. También recuerdan que el Reglamento RTE-T está destinado a abordar estas cuestiones críticas, pero creen que los Estados miembros rehúyen de comprometerse con plazos y soluciones firmes.

Estacionamientos seguros 

Las exigencias con lo que respecta a la escasez de áreas de estacionamiento son claras: "El sector exige una red completa de áreas seguras de estacionamiento de camiones en la red principal y principal ampliada de la RTE-T para 2035 y en su red integral para 2040. Los plazos intermedios deben establecerse para 2027". 

IRU y ETF recuerdan que faltan unas 100.000 plazas de aparcamiento en la UE, y muy pocas están certificadas como seguras y protegidas: "Esto afecta negativamente al tiempo de descanso de los conductores e incluso a su bienestar y, por extensión, a la seguridad de los conductores y al atractivo de la profesión". IRU calcula que actualmente hacen falta más de 400 000 conductores, que se duplicarán con creces para 2026. 

Terminales multimodales de carga 

También creen que la mejora de la accesibilidad de la red existente de terminales y nodos de la RTE-T debería fomentar el transporte multimodal a corto plazo y a medio y largo plazo, la revisión del Reglamento RTE-T puede incentivar la construcción de nuevas terminales y nodos.

Por último, hacen hincapíe en una de las reivindicaciones habituales de fabricantes, transportistas y conductores: la falta de infraestructura de recarga para carburantes alternativos. "Los plazos para construir la infraestructura requerida para cargar vehículos eléctricos en terminales y centros alrededor de los nodos urbanos deben estar completamente sincronizados con el Reglamento de Infraestructura de Combustibles Alternativos (AFIR). También deberían fijarse plazos para el desarrollo de la infraestructura de repostaje de hidrógeno en terminales y hubs", concluyen.

Lo más

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña